Ruiseñor

Un día un príncipe chino oyó cantar a un ruiseñor. Maravillado por la belleza de su canto, decretó que era un pájaro real que debía estar en palacio. Ordenó su captura.Cuando le trajeron el pájaro, lo encerró en una magnífica jaula de oro, le hizo servir los manjares más exquisitos y convocó a los mejores…

Un gallo

La anciana que vivía en una granja observó que su gallo cantaba siempre a la misma hora, minutos antes de comenzar el día; pensó entonces que era el canto de su gallo el que producía la salida del sol. Los vecinos molestos por el canto, protestaron y la anciana decidió entonces irse a vivir a…

Opiniones

Un viejo y un joven viajaban con un asno. Al llegar a la aldea caminando junto al animal, los niños de la escuela rieron al verlos pasar diciendo:-Mira esos tontos, tienen un asno robusto y van caminando, por lo menos el viejo podría montarse en él.Al escuchar a los niños, los hombres pensaron que deberían…

El cielo del gorrión

Había un gorrión minúsculo que, cuando retumbaba el trueno de la tormenta, se tumbaba en el suelo y levantaba sus patitas hacia el cielo.-¿Por qué haces eso? – le preguntó un zorro-Para proteger a la tierra, que contiene muchos seres vivos – dijo el gorrión – Si por desgracia, el cielo cayese de repente,  ¿te…

Mula y camello

Una mula le dijo un día a un camello:-¡Oh, amigo mío! Tú nunca tropiezas, tanto a la subida como a la bajada e incluso en lo llano. Nunca te veo dar un mal paso. ¿Cómo es que yo tropiezo cada dos pasos y caigo a tierra? ¿No puedes enseñarme a caminar como tú?El camello respondió-Mi vista…

Felicidad

Un día, un halcón dijo a un pato:– Ven a vivir a mi prado, aquí conocerás la felicidad. Deja tu charca y ven conmigo.El pato respondió:– ¡Vete! ¡Para los de nuestra especie, el agua es el castillo de la alegría!

Bananas

Había una vez un mono que descubrió, en una conversación, que existían las bananas. Esta información estimuló su afinidad innata por las bananas y durante años soñó con el día en que podría comer una. Con el tiempo llegó a sus manos un pedazo de banana y comerla fue una experiencia sublime, tan maravillosa como…

Mosquito y tigre

Un mosquito zumbaba alrededor de la oreja de un tigre. La fiera de tiempo en tiempo movía la cabeza o levantaba una mano hacia su oreja. Otro insecto que volaba por allí observó por un momento y le dijo al mosquito:-Jamás sobrevivirás si te acercas lo suficiente como para saborear la sangre del tigre.-No tengo intención…