Suerte

Cuando Nasrudín quiso casarse, pensó en una joven que conocía. Ella, sin embargo, prefirió a otro hombre con el que se casó.Algunos años más tarde aquel hombre murió de enfermedad. Nasrudín fue a ver a la viuda para darle el pésame y le dijo:-Suerte que te has casado con él. De no ser así, es…

Juventud o vejez

Un día se discutía en presencia de Nasrudín la eterna cuestión sobre al juventud y la vejez. Cada uno daba un detalle personal sobre las habilidades que se adquieren al hacerse viejo. Nasrudín no estaba de acuerdo. Explicó el porqué:-En el patio de nuestra casa hay una piedra muy grande. Cuando era joven no podía…

La compra

Se cuenta que Mulla Nasrudín entró en una tienda para comprar un pantalón. Se probó el pantalón y entonces tras haber reflexionado, se probó otra prenda y decidió quedársela. Estaba a punto de salir de la tienda cuando el vendedor le llamó y le dijo que no le había pagado la prenda.-Es normal – dijo…

Trepar por un rayo de luna

-Analiza siempre las pruebas con espíritu crítico – aconsejó un sabio de la Tierra de los Tontos a uno de sus estudiantes – voy a ponerte a prueba en lo referente a factibilidad. Si te dijese: ¡Trepa por ese rayo de luna!… ¿qué responderías?-Yo diría: podría resbalarme al subir…-¡Estás equivocado!, debiste haber contestado que deberías hacer…

Noche agitada

Una noche muy estrellada y silenciosa, Nasrudin despertó muy agitado y mostrando una gran urgencia avisó a su esposa que dormía profundamente a su lado.-¡Pronto, despierta, levántate y corre a traerme las gafas!La mujer se despertó sobresaltada y preguntó al Mulá por qué tanta urgencia.-Estoy teniendo un sueño magnífico y me ha sido prometido más…

Miedo

Nasrudin estaba caminando por un camino solitario una noche a la luz de la luna cuando escuchó un ronquido, en algún lugar, que parecía estar abajo suyo. De repente, le dio miedo y estaba a punto de salir corriendo cuando tropezó con un derviche acostado en una celda que se había excavado para él, en…

Canario sin experiencia

Canario sin experiencia

Un día Nasrudin vio un jardín con muchos melocotoneros. Se subió en uno de los árboles y comenzó a comer los frutos. Pero Hodja era un hombre desafortunado. Mientras comía con gran apetito, el propietario llegó al jardín. Nasrudin se ocultó tras las ramas y el hombre al oir moverse algo gritó:-¿Quién esta ahí?Hodja que…