Apariencias

Un hombre encontró al maestro secreto Khidr trabajando como barquero. Khird leyó sus pensamientos y le dijo:
-Si yo me acerco a la gente en la calle, y les digo qué deben hacer, ellos pensarán que estoy loco o que lo que estoy haciendo es para mi provecho, y no lo harán.
Si me visto como un sabio o como un hombre rico, y les aconsejo, desobedecerán o simplemente trataran de complacerme, en vez de intentar complacer aquello que represento.
Pero si me mezclo con la gente y dejo caer una palabra aquí y una palabra allí, algunos escucharán, del mismo modo que tú me has reconocido y otros miles no lo hicieron.